Dialogando en el Café Salambó

Dialogando en el Café Salambó

Índice

domingo, 11 de marzo de 2018

IX FORO COMUNICACIÓN Y ESCUELA. IES ELISA Y LUIS VILLAMIL. VEGADEO, ASTURIAS. 28 DE MARZO DE 2017










Fotos de encuentros en centros educativos en 2016 y 2017


Escola Suïssa de Barcelona (01.02.2016)


Col. El Pilar de Cornellà (03.05.2016)


INS. Torre de Malla de Parets del Vallès (17.12.2016)



INS Masquefa, Barcelona (17.01.2017)


INS: Pablo Ruíz Picasso, de Barcelona (01.02.2017)


Col. Vedrunes Sagrat Cor de Tarragona (13.03.2017)



Col. Sant Francesc de Sabadell (19.04.2017)




EMT de Granollers (20.04.2017)


INS La Plana de Vic, Barcelona (20.04.2017)


Col. Claretianas de Zaragoza (29.04.2017)


Col. Yglesias de Canet, Barcelona (08.06.2017)






La prensa de Asturias.2017


El Comercio. 29.03.17




La Nueva España 28.03.17



La Nueva España 29.03.17

Fotos de encuentros en centros educativos 2014, 2015 y 2016


Escola Suïssa de Barcelona (19.11.2014)


Escola Suïssa de Barcelona (11.02.2015)



Col. Utmar de Esplugues (09.03.2015)


Col. La Salle Manresa (25.03.2015)


Col. del Pilar de Cornellà (20.04.2015)



Col. Vedrunes Sagrat Cor de Tarragona (14.03.2016)


INS Guillem de Berguedà, de Berga (27.04.2016)


Col.Claretianas de Zaragona (05.06.2016)


Col. Claretianas de Pola de Laviana, Asturias (12.06.2016)

domingo, 14 de enero de 2018

Una bala para el recuerdo


Una bala para el recuerdo
Maite Carranza
Loqueleo
ISBN: 978-84-9122-258-3
Barcelona, 1ª edición de noviembre de 2017

Editorial Santillana Infantil y Juvenil, S.L



Una bala per al record
Jollibre
Barcelona, 1ª edició de novembre de 2017
ISBN: 978-84-16661-65-7
Editorial Santillana/Grup Promotor S.L.



Somos muchos los autores y los lectores, muchos los profesores y profesionales de la edición en general, que pensamos que la literatura juvenil no es un género menor. Que en última instancia, mejor o peor, es literatura sin más, y que lo es para todo tipo de público. Por mucho que vaya dirigida a jóvenes, o quizás precisamente por ello, no debería evitar ciertos temas complejos o directamente molestos, pero sí alejarse de lo políticamente correcto, de la ñoñez de los temas de siempre etc. Que ya está bien de idiotizar a los adolescentes, que para evitarlo también sirve la buena literatura.
Que Una bala para el recuerdo reúne todos estos requisitos y es un ejemplo perfecto de lo dicho hasta aquí; es lo primero que quiero destacar con esta reseña. Una novela que yo diría que era necesaria dirigir a los jóvenes, que una autora consagrada como Maite Carranza ha sabido escribir con absoluto rigor, y que dos sellos emergentes, aunque de gran experiencia en el sector educativo como Loqueleo y Jollibre, pertenecientes a Santillana Infantil y Juvenil S.L. y Grup Promotor S.L., han tenido el acierto y la valentía de editar, y además, en castellano y en catalán respectivamente.
Basada en hechos reales llegados hasta aquí gracias a la tradición oral, como cuenta la autora en la coda, reconstruye la historia tal como ella imagina que pudieron ocurrir esos hechos verídicos. Año 1938, en plena guerra civil, un chico de trece años llamado Miguel Serna, nombre inventado, recorre desde Barruelo cientos de kilómetros para ir en busca de su padre, un minero republicano cautivo en un campo de prisioneros de Pola de Siero, cerca de Oviedo. Durante el recorrido, comprobará los horrores de una guerra, sorteará todo tipo de situaciones límite con la Guardia Civil persiguiendo al maquis y a los desafectos del bando nacional, se hará un hombre, se enamorará, rescatará a su padre y volverá con él a casa, junto a su abuela, su madre y sus hermanos pequeños, y lo acompaña en la aventura su perra Greta, personaje fundamental en el éxito de la heroicidad de Miguel.


Barruelo (Asturias) Pueblo minero

Una bala para el recuerdo es una novela histórica contada desde el lado de los perdedores, aunque sobrevivir a la derrota, como es el caso, es aún más heroico que la victoria. Así, con la justa y necesaria crudeza se repasan los hechos que la memoria histórica debe preservar por respeto a la verdad y a sus víctimas. La absoluta represión de un régimen militar, fusilando a quienes luchaban por otros ideales, a una maestra, madre de seis hijos y buena cristiana con el rosario entre sus manos por ejemplo, por enseñar en libertad, o a hombres valientes por negarse a cantar el Cara al sol… la connivencia y colaboración de otros fascismos como el italiano o el alemán; el horror en definitiva de nuestra guerra civil. La lección aprendida por el protagonista, no es otra que la guerra en cualquier caso, saca lo peor de las personas, como el fratricidio o la delación de los cobardes, como la del hijo del encargado de la mina, que se jacta de perseguir a sus propios mineros republicanos.
Una bala para el recuerdo es la bala que Andrés, un desafecto que esconde a fugitivos en su cabaña, y que ha perdido a sus hijos en la guerra, logra sacarle de una pierna al padre de Miguel, salvándole la vida. Y Miguel la guardará para el recuerdo, y la autora, pero también todos los lectores, que somos ya lo que hemos leído, querríamos imaginar que el personaje real llevó colgada toda su vida en el pecho para explicarles a sus hijos y a sus nietos, el horror de las guerras.
Sin duda esta novela no dejará a nadie indiferente, como el propio tema, aún sometido a ideologías y deudas históricas pendientes, pero la narración no juzga, simplemente recuerda una hazaña, las vivencias de una parte de los protagonistas en una guerra que nunca debió ocurrir. Pero como el tiempo no su puede borrar, vale la pena hacer el esfuerzo de objetividad que requiere la convivencia con el pasado.


Maite Carranza estudió Antropología y ejerció como profesora y guionista de televisión. Su obra literaria juvenil ha sido merecedora de numerosos premios, entre ellos el Premio Nacional de Literatura 2010, el premio de la Crítica 2011, o el Premio Cervantes Chico 2014. Sus novelas más conocidas son la trilogía fantástica de La guerra de la brujas, traducida a más de 25 lenguas, y el premiado thriller Palabras envenenadas.
Con Loqueleo, también ha publicado ¡Calla, Cándida, calla! En 2017.